Saltar al contenido

Maine Coon

04/01/2013

El Maine Coon, es uno de los gatos más conocidos del mundo, gracias al gran tamaño que alcanzan estos preciosos felinos en la edad adulta. ¿De verdad son tan grandes como dicen? No he tenido la oportunidad de ver ninguno de cerca, pero por las dimensiones que se especifican en el estándar y las imágenes que he podido ver en diferentes publicaciones, parece que tengan un tamaño bastante respetable.

Orígenes

Para conocer los orígenes del Maine Coon, deberemos hacer un viaje hasta los Estados Unidos, concretamente hasta el estado de Maine del que ha tomado el nombre. Aunque no se sabe de forma exacta cuales han sido las razas que han formado parte de su creación, hay varias teorías que lo vinculan a aquellas primeras incursiones vikingas a tierras norteamericanas, en las que se supone que iban acompañados de algunos gatos similares al Bosque de Noruega, que les ayudaban a mantener a los ratones a raya en sus barcos y a los que se entronca al Maine.

Peso del Maine Coon

Según podemos leer en el estándar de la raza, el peso ideal de un Maine Coon, debe estar entre 4 a 10 kilos.

Otras cosas por las que destaca del Maine Coon

Además de por su enorme tamaño, este precioso gato destaca por varias cosas:

– Cola, que tiene una forma y color similar a la de un mapache (de ahí que se le llame coon, de racoon-mapache en inglés)

– Orejas, en cuyas puntas tiene dos pequeños penachos de pelo, que recuerdan poderosamente a los que lucen otros grandes felinos que se encuentran en serio peligro de desparecer: los linces.

– Manto, que tiene la increíble particularidad  de ser impermeables.

Carácter del Maine Coon

A pesar de que su enorme tamaño, pueda llegar a intimidarnos en un momento dado, la verdad es que son gatos muy bondadosos y a los que les encanta tener contacto con la gente. Entre las muchas cualidades del Maine Coon, destaca su gran adaptabilidad a todo tipo de entornos y situaciones y sobretodo, la increíble relación que tiene con los niños, a los que siempre trata con un especial cariño y docilidad. Incluso, gracias a este apacible carácter, pueden convivir con otros gatos o mascotas, sin que tengamos que preocuparnos por los conflictos que puedan surgir.

¿Tiene algún defecto? Solo uno y está asociado a su gran tamaño. Al igual que les pasa a los perros de grandes dimensiones, tienen un mayor riesgo a sufrir displasia de cadera.