Obras del Zoo de Barcelona

Laura Lopez | 23/04/2009

zoo-marino-barcelona1Aunque parezca contradictorio, la crisis económica le ha dado alas al proyecto municipal –incierto hasta hace pocos meses– de creación de un parque zoológico bicéfalo en Barcelona, mediante la construcción de un recinto marino junto al Fòrum y la reforma integral del actual espacio de la Ciutadella. Y es que el ayuntamiento ha pasado en solo un año de desvelar que no puede asumir sin el apoyo del capital privado los 200 millones que cuesta el plan, a iniciar ayer las primeras obras –con el apoyo del fondo anticrisis de Zapatero– y con el compromiso explícito, pese a que todavía no hay socios, de “no parar” ya hasta la inauguración.
Así lo aseguró el teniente de alcalde de Urbanismo, Ramon García-Bragado, ante el boicot que sufrió Hereu en el acto de inicio de los trabajos por parte de unos trabajadores de la empresa pública TMB. Estos aprovecharon la ocasión para recordar que siguen sin firmar el nuevo convenio y, en protesta por la falta de acuerdo, impidieron hablar al alcalde. Una anécdota más en el cúmulo de adversidades que acumula una operación que arrastra años de retraso y cuya reactivación –decidida por el equipo de Hereu como referente de su mandato en la ciudad– causó divisiones internas en el gobierno por su coste económico.
De momento, el arranque se cofinancia con el Gobierno central, aunque solo aportará 2,5 de los 12 millones de euros que costará esta fase. Los trabajos, que se harán este año, servirán para acondicionar la plataforma del recinto ganada al mar y construir el muro que la delimitará.

NIVELAR EL SOLAR
Ello incluirá nivelar el solar, rebajando alguna de sus partes para dejarlo en la cota prevista, y prepararlo de cara a poner los cimientos de las instalaciones. Para garantizar la continuidad prometida, el ayuntamiento iniciará en el 2009 la urbanización del entorno, donde destaca el tramo del paseo marítimo que pasa por la zona. Estas últimas obras no acabarán hasta el 2011 y darán paso a la construcción de las dependencias del zoo, que debe inaugurarse en el 2014.
De forma paralela, ayer comenzó la rehabilitación del zoológico de la Ciutadella con la construcción de las nuevas instalaciones de los dragones de Komodo y los ciervos Muntjak. Las obras, financiadas por el ayuntamiento, afectan a 1.800 metros cuadrados del recinto. Su ejecución se unirá a tres proyectos pagados por el fondo estatal anticrisis: un punto verde de recogida de basura y la rehabilitación del edificio de Educación y de la valla de los felinos.

ESTRENO FINAL EN EL 2015
Entre las cuatro suman una inversión de más de tres millones de euros, a la que seguirá el año que viene una nueva aportación municipal para construir otras tres instalaciones. El fin de la reforma del zoo de la Ciutadella está prevista para el 2015, un año después del recinto marino.

Fuente: El Periodico

Deja tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *